"¡Mis hijas cada año bailan mejor y se lucen más!"

Las pequeñitas de Paola Maltese se lucieron en su festival de danza y la orgullosa mamá no ocultó la felicidad que la invade al ver crecer a Saskia y Rinske. "¡Fueron tres días de presentación y me llenan de orgullo!", expresó a TVO la conductora de MasterChef Paraguay.

Los hijos crecen rápido, y que lo digan Paola Maltese y su marido, Tjeerd Twijnstra, quienes hasta hace poco cargaban en sus brazos a Saskia y Rinske, que hoy ya son todas unas bailarinas.

Las hermanitas Twijnstra-Maltese aman la danza y durante tres noches demostraron sus habilidades en el escenario con sus compañeritas de la academia a la cual asisten. La conductora de MasterChef Paraguay contó a TVO cómo vive la hermosa experiencia de ver crecer a sus niñas.

Paola Maltese y sus nenas
<p>Tiernas bailarinas en el escenario.&nbsp;</p>

Tiernas bailarinas en el escenario.

Pao, ¡tus niñas tuvieron su clausura de danza!

- Sí, anoche fue la última presentación, ¡y estoy superemocionada! Fueron tres días de presentación y me llenan de orgullo. ¡Mis hijas cada año bailan mejor y se lucen más!

Paola Maltese y sus nenas
<p>Saskia y Rinske, rodeadas de mam&aacute; Pao y los abuelos maternos.&nbsp;</p>

Saskia y Rinske, rodeadas de mamá Pao y los abuelos maternos.

Van a la academia desde chiquitas, ¿verdad?

- Ellas van a la academia de danza desde los dos años. Rinske tuvo su primer festival con un año y 11 meses, bailó con chupete y hoy ya la veo superconcentrada para hacer bien todos sus pasos. Y Saskia desde el primer momento siempre fue de bailar con el alma. Ella hace gestos mientras baila, mira su mano, cierra sus ojitos mientras se mueve; y se nota el empeño que le pone, es muy detallista con su coreo, al igual que Rinske.

Paola Maltese y sus nenas
<p>Pura ternura de las peques.&nbsp;</p>

Pura ternura de las peques.

¿Cómo te sentís al verlas crecer?

- Están creciendo. Año tras año comparo con el año anterior y es impresionante la evolución de ambas. El tiempo pasa muy rápido, y aunque quisiera que siempre sean mis bebés, lo mejor es prepararlas para que crezcan fuertes y seguras, sabiendo que si se caen no pasa nada, solo hay que volver a intentarlo; que hay que ser responsable practicando y dando hasta el último esfuerzo día tras día para ofrecer el mejor trabajo en equipo y así lograr los objetivos que se pongan como grupo si todos aportan con disciplina. También el respeto hacia las diferencias y capacidades de cada uno, y que así como pueden aprender de la compañera a quien le sale superbién un paso, también tienen que enseñar a sus compañeras lo que a ellas les salga mejor, para lograr un mundo menos competitivo y más colaborativo.

Paola Maltese y sus nenas (2).jpeg
<p>El orgulloso pap&aacute; Tjeerd con sus princesitas danzarinas.&nbsp;</p>

El orgulloso papá Tjeerd con sus princesitas danzarinas.

¡Qué lindo!

- Es la filosofía en la que educo a mis hijas y la verdad es que el baile las fortalece muchísimo en esos pilares fundamentales para el mañana, ya sea que finalmente se dediquen al baile o no.

Paola Maltese y sus nenas
<p>Divinas, las peque&ntilde;as bailarinas.</p>

Divinas, las pequeñas bailarinas.

Dejá tu comentario